MI HIJO RECHAZA LOS NÚMEROS 4/8 PASOS PARA TRABAJAR LA DISCALCULIA:


Para lograr el conocimiento en los números la clasificación y la seriación son operaciones mentales imprescindibles para que nuestros hijos aprendan matemáticas y con ellas la noción de número (sobretodo ordinal y cardinal).


Paso 4: Conteo progresivo regresivo, que va antes y después serie de números; para ello es importante que el niño haya adquirido las operaciones de Clasificación y Seriación 1º Clasificación: constituye una serie de relaciones mentales a través de las cuales los objetos se reúnen por semejanzas, también se separan por diferencias, se define la pertenencia del objeto a una clase y se incluyen en la subclase correspondiente. La clasificación en el niño pasa por varias etapas: – Etapa de Alineamiento: objetos de una sola dimensión, es decir, los elementos que escoge son heterogéneos. – Etapa de Objetos Colectivos: colecciones de dos o tres dimensiones, formadas por elementos semejantes. Por norma general, son objetos que constituyen una unidad geométrica. – Etapa de Objetos Complejos: son objetos iguales que en la etapa de los colectivos aunque con más variedades. Con formas geométricas u otras figuras representativas de la realidad… – Etapa de Colección no Figural, esta se compone de dos momentos diferenciados: Un primer momento en el que agrupa objetos por parejas e incluso por trios. Aunque aún no consigue mantener un criterio fijo. Un Segundo momento en el que forma agrupaciones más . Y es capaz dividir esas agrupaciones en sub-agrupaciones. 2º La seriación es una noción matemática básica, pre-lógica, una capacidad que opera estableciendo relaciones comparativas entre los elementos de un conjunto y los ordena según sus diferencias. Seriar significa en este caso establecer un orden jerárquico, muchas veces por tamaño (del más pequeño al más grande), ya que es la característica más fácil de identificar para este tipo de ejercicios, sobre todo con niños pequeños, podemos trabajar: tamaños, grosores, utilidades, funciones – La Transitividad: consiste en poder establecer deductivamente la relación existente entre dos elementos. – La Reversibilidad: es la posibilidad de concebir simultáneamente dos relaciones inversas. Es decir, considerar a cada elemento como mayor que los siguientes y menor que los anteriores. Cuando un niño no domina el concepto de seriación, difícilmente podrá consolidar completamente el concepto de número; generalmente, estos niños suelen realizar conteos de manera mecánica, pero sin identificar la cantidad de elementos que integran un conjunto, por lo que siempre se apoyan una y otra vez en el conteo oral para llegar a un resultado.

Fuente: Vigotsky, L.S. El desarrollo de los procesos psicológicos superiores Fuente J. Piaget:La formación de la Inteligencia. México. 2ª Edición (2001).

47 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo